23/1/17

Oración a Nuestra Patrona

¡Oh Virgen Santísima de La Paz, excelsa Patrona nuestra! Oye benigna la plegaria de este pueblo que adoptaste desde la cuna. Tú jamás lo has abandonado ni lo abandonarás. Ilumina nuestra alma para que nuestras creencias no se extingan y la antorcha de la fe ahuyente las tinieblas de la incredulidad.

¡Oh ideal de pureza y perfección! Vive en nuestras conciencias para que podamos imitar tus virtudes y avanzar en la senda del bien.

Custodia la inocencia de nuestros niños y doncellas, la santidad del matrimonio, la tranquilidad del hogar, la veracidad de la ciencia, nuestra paz y progresivo bienestar. Sednos celestial sonrisas de inmortales esperanzas, consuelo y alivio de nuestras desgracias; enjuga nuestras lágrimas, defiéndenos, sálvanos.

¡Oh María Santísima de La Paz! Si nuestros corazones no son blancos como lirios son siempre corazones de hijos y el hijo tiene siempre ciertos derechos sobre el corazón de la madre. Asístenos pues, sálvanos. ¡Sí, te lo imploramos! No se desmienta jamás en nombre que en prenda de tu dominio pusieran a este pueblo nuestros antepasados.
Sé siempre la salvación y la gloria de éste tu pueblo de La Paz. Amén.

0 comentarios :

Publicar un comentario